Miles de personas se manifiestan en Madrid contra Sánchez con el apoyo del PP, Vox y Cs

A+ A-

 


España

Madrid (EFE).- Miles de personas, más de 500.000 según los organizadores y 31.000 según la Delegación de Gobierno, han pedido este sábado en una manifestación en la madrileña plaza de Cibeles la dimisión del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y han llamado a defender la democracia de la «amenaza» del «peor» Ejecutivo de la historia.

Bajo el lema «Por España, la Democracia y la Constitución» y convocados por cinco organizaciones de la sociedad civil -Convivencia Cívica Catalana, Fundación Foro Libertad y Alternativa, Foro España Cívica, Libres e Iguales y Neos- y otras sesenta adheridas, decenas de miles de españoles, muchos envueltos en banderas, han denunciado la «deriva política del país».

Los manifestantes coreaban «Sánchez, dimisión» o gritaban traidor, mientras se leía el manifiesto, que denunciaba que el Gobierno ha despejado el horizonte penal de sus socios e indultado a los «sediciosos», que los presos de ETA salen a la calle «por la puerta de atrás» o la reducción de las penas por malversación y la «colonización» de las instituciones.

Gritos de «asesinos» cuando se mencionaba a ETA, una pancarta que rezaba «Pido perdón por haber votado al felón», otra que ponía nariz de Pinocho a Sánchez o una que aludía al PP -«Estamos aquí por culpa del PP-PSOE»- y muchas banderas, algunas franquistas, las menos, han puesto imágenes y sonido a una marcha que ha llenado Cibeles.

«No se trata de izquierdas, derechas o centro, se trata de no permanecer impasible ante la erosión e las instituciones, el deterioro de la democracia y el debilitamiento del Estado», han proclamado los convocantes desde el escenario instalado ante la fachada del Ayuntamiento de Madrid.

La protesta ha sido respaldada por el PP, Vox y Ciudadanos, pero en distinto grado

Ha acudido Santiago Abascal, pero no el jefe de la oposición, Alberto Núñez Feijóo porque el PP ha optado por un perfil bajo, con una amplia delegación de dirigentes, pero sin rostros conocidos. 

El nuevo Ciudadanos ha dado libertad a los suyos, lo que se ha traducido en la presencia de Inés Arrimadas y Begoña Villacís y en la ausencia de su nueva líder, Patricia Guasp.

Todo cuando la protesta se había comparado con una nueva foto de Colón, como la que estos tres partidos dejaron en 2019. Esta vez han evitado repetir la instantánea y se han guardado de coincidir en la masiva marcha.

Abascal: estamos ante peor Gobierno de la historia, que pisotea Constitución

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha valorado que «miles de personas» se concentren este sábado «frente al peor Gobierno de la historia, que «ha pisoteado la Constitución» con acciones como «soltar a violadores», mientras que dirigentes del PP y de Ciudadanos también han abogado por echar a Pedro Sánchez de la Moncloa y revertir sus políticas.

Abascal ha explicado a los medios que acude junto a «miles de españoles» que son «la mejor compañía» para posicionarse «frente al peor gobierno de nuestra historia, el de las mentiras a los electores, el gobierno de los pactos oscuros con todos los enemigos del orden constitucional y de la unidad de la nación; frente al Gobierno que ha pisoteado la Constitución encerrando a los españoles y el de la suelta de violadores, terroristas y golpistas».

Ha añadido que se trata «del gobierno que amenaza a la oposición rodeado de multimillonarios en foros internacionales, el gobierno que impone ideologías totalitarias y que quiere dividir a la sociedad», y ha incidido en que es necesaria «una movilización permanente y masiva hasta la expulsión del autócrata Pedro Sánchez del poder».

Tellado (PP): «No todo vale para permanecer en el Gobierno»

Por su parte el vicesecretario de Organización del PP, Miguel Tellado, ha defendido la presencia de su partido en una protesta de la sociedad civil, que ha decidido romper su silencio para decirle al presidente del Gobierno «basta ya de poner a las instituciones del Estado al servicio de aquellos que no creen en el Estado y de atender las demandas del populismo de la extrema izquierda».

«No todo vale para permanecer en el Gobierno», ha dicho Tellado antes de tildar al Ejecutivo de «incompetente y soberbio» por permitir la rebaja de condena a más de 200 agresores sexuales por su ley del solo sí es sí.

El secretario general del PP de Madrid, Alfonso Serrano, ha pedido a los socialistas que sean «valientes» y que «se revelen contra un Gobierno que está poniendo en jaque los principios básicos de nuestro Estado de Derecho y de nuestra Constitución».

«Madrid será la tumba del sanchismo en los próximos meses, especialmente el 28 de mayo», ha dicho en referencia a los próximos comicios.

Desde Ciudadanos su líder, Inés Arrimadas, ha sostenido que desde su partido acuden «orgullosos y sin complejos para defender a España, a la democracia y la libertad del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y su Gobierno».

Arrimadas se ha mostrado confiada en que las urnas sacarán a Sánchez de La Moncloa, pero ha lamentado que se deberá «reconstruir la democracia» y reforzar a las instituciones.

También desde este partido la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís , ha llamado a la unión de todos los «constitucionalistas», defendiendo el objetivo común de «revertir todo lo que se ha hecho» desde Moncloa para «desarmar nuestro Estado de derecho».

Según denuncian, España tiene las mayores tasas de paro juvenil y pobreza infantil de Europa, así como la mayor delincuencia, criminalidad, violaciones y ocupación de viviendas de la democracia.

«Llevamos cuatro años sufriendo al peor Gobierno de la historia de España, y ahora estamos más seguros que nunca de que este Gobierno no lo tiene España gracias al resultado obtenido en unas elecciones», señalan.

Sánchez, frente a los «nostálgicos»: «Se cumple la Constitución en toda España»

El presidente del Gobierno y líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha defendido este sábado que, pese a las manifestaciones de «nostálgicos» en Barcelona y en Madrid, «hoy se cumple la Constitución en toda España» y la «amenaza de la quiebra de la convivencia va quedando cada vez más lejos».

Ante unas 1.500 personas reunidas en Valladolid, donde el PSOE ha organizado un acto para presentar a sus candidatos de las nueve capitales de provincia de Castilla y León, Sánchez ha alertado de que los «nostálgicos» que se manifestaron en Barcelona el pasado jueves «querían una España rota», mientras que quienes lo hacen hoy en Madrid quieren «una España uniforme» y «excluyente».

«Y entre unos y otros estamos la mayoría de los españoles, que deseamos convivencia en una España, que respete la diversidad y que avance», ha sostenido el presidente, quien ha ironizado con que el PP, cuando estaba Mariano Rajoy al frente del Ejecutivo, «no hizo absolutamente nada» ante los «referéndum ilegales» que situaron al país «en el abismo».

Sánchez ha hablado de lo ocurrido en Cataluña en 2017 como uno de los múltiples problemas que ha tenido que afrontar desde su llegada al Gobierno, junto a la pandemia de la covid, la erupción del volcán de La Palma, la guerra de Ucrania, los incendios y temporales como el de Filomena.

«¿Os imagináis cuando el viento sople a favor?», ha preguntado a los candidatos del PSOE en Castilla y León, para animarles a defender la gestión del Gobierno socialista en materias como la subida del Salario Mínimo Interprofesional, la reforma laboral, la revalorización de las pensiones, los acuerdos del Diálogo Social y la fiscalidad especial para la banca, entre otros.

NOTICIAS RELACIONADAS

INTERNACIONALES 2813943780138065030

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon
BLOG_CMT_createIframe('https://www.blogger.com/rpc_relay.html', '0');

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

LAS MÁS LEÍDAS

Archivos

item